Evaluación Ambiental Estratégica del TIPNIS

Evaluacion Ambiental Estrategica Tipnis – Sernap

En el departamento del Beni, solamente en el marco de la política de integración nacional / internacional el Gobierno, a través de la ABC, tiene programado un presupuesto para el año 2011 de 570 millones de dólares que significa cerca de 8 veces más la inversión pública total del departamento de Beni para ese mismo año. Otro campo de interés es la ampliación de la actividad hidrocarburifera a todas las zonas con potencial para lo cual se han ampliado las áreas de exploración de este recurso. El TIPNIS es una zona donde no solamente se ha consolidado el bloque Secure sino que ha sido ampliado cubriendo, ahora, gran parte del TIPNIS:

Estamos frente a un proceso que modificará las condiciones de desarrollo del departamento del Beni, primero, porque modificará las actuales condiciones de vida de numerosos pueblos indígenas con el riesgo de hacerlos culturalmente inviables; segundo, estableciendo un modelo de desarrollo que impulsará la economía de mercado competitiva que no corresponde al modo de vida indígena.

Todo este modelo de desarrollo nacional impulsado y en ejecución en el departamento del Beni y particularmente en la región del TIPNIS presenta aspectos que merece un análisis profundo debido a las siguientes razones:

a) El modelo nacional de desarrollo entra en colisión con el modo de vida actual de los pueblos indígenas; así como también con el tipo de desarrollo que esperan.

b) Las enormes inversiones que se realizaran en el territorio de los pueblos indígenas no significan que se desencadenen procesos de desarrollo local desde el enfoque indígena.

c) En general, estas inversiones socavaran las bases mismas del modo de vida de los pueblos indígenas; primero porque alteraran significativamente su medio ambiente; porque los expondrá a cultura fuertes con serios riesgos de aumentar el grado de aculturación.

d) Es un modelo de desarrollo que exigirá que las familias indígenas modifiques sus patrones económicos, se adscriban con mayor fuerza al mercado, debilitando sus estrategias de seguridad alimentaria.

Por el contrario, las actuales Políticas Planes Programas que se están impulsando desde el Gobierno Nacional responden a las expectativas que tienen las poblaciones colonas, fortaleciendo su cultura, su organización y su economía en evidente detrimento de la cultura, organización y economía indígena.

Al igual que en el TIPNIS, en la región del TIPNIS (vale decir, en el conjunto de TCO que existen en la región), las actuales PPP supondrán un elevado “costo” para los pueblos indígenas en términos de la pérdida de su acervo cultural, social y económico; frente a “beneficios” claramente marginales. A ello habría que incluir la pérdida biodiversidad, de funciones ambientales integradas, en suma la pérdida de ecosistemas y de hábitats apropiados que sufrirá tanto los pueblos indígenas como el pueblo boliviano en general.

En los últimos años, otro aspecto a destacar es que se ha fortalecido e impulsado procesos de nuevos asentamientos humanos particularmente en el oriente boliviano lo que está generando fricciones entre estos nuevos asentamientos y los pobladores originarios. Esta situación es particularmente importante en el departamento del Beni donde se concentran un gran número de pueblos indígenas y de TCO. El modelo de desarrollo económico que se propone impulsara a una proporción creciente de familias de los pueblos indígenas a cambiar sus patrones tradicionales y asumir otros con mayor orientación al mercado, altamente especializados y difícilmente adaptativos al medioambiente. El mayor riesgo es la absorción de estos pueblos.

La evidente presencia de escenarios de desarrollo contrapuestos que existen (el propuesto por el gobierno, claramente desarrollista y el modelo indígena) exige establecer mecanismos primero de respeto de los derechos de los pueblos indígenas y segundo espacios de concertación entre el Gobierno Nacional y los pueblos indígenas. Sería conveniente para los pueblos indígenas de la región del TIPNIS formular estrategias comunes de desarrollo y establecer una propuesta de
desarrollo no por TCO sino sobre el conjunto de las TCO de la región dada los siguientes aspectos comunes:

• Similitudes ambientales y étnicas observadas.

• Las problemáticas que enfrentan los pueblos indígenas son muy similares y todo proceso de desarrollo debe ser pensado en función a toda la región.

• Al ser grupos étnicos cuya población está dispersa en varias áreas geográficas, los modelos de desarrollo deben responder a cada una de las culturas, modos de vida y expectativas futuras.

• Una propuesta de desarrollo que, a futuro, permita que estos territorios logren una gestión única y que garanticen la permanencia de los pueblos indígenas.

El impulso de un modelo de desarrollo propio deberá promover el desarrollo de los pueblos indígenas que les permita desarrollarse social y económicamente, manteniendo los modelos tradicionales que tienen; asimismo, el Gobierno deberá impulsar el desarrollo de sistemas económicos adaptativos tanto en el campo de la agricultura como en el campo de la ganadería lo que supondrá procesos de investigación e innovación tecnológica desde enfoques amigables con el medio ambiente.

El TIPNIS, en tanto área protegida, contiene valores ambientales de suma importancia para su propio sistema de paisajes pero también para el sistema regional y nacional. La evaluación ambiental ha establecido que las actuales PPP (hidrocarburos, vinculación nacional, asentamientos humanos) afectarán y tendrán un impacto negativo sobre el Parque Nacional. Se pondrá en riesgo una de las pocas áreas en Latinoamérica que presenta un alto grado de conservación.

5 Recomendaciones

1. Es fundamental que los pueblos indígenas de la región del TIPNIS diseñen y definan el modelo de desarrollo que quieren alcanzar.

2. El Gobierno Nacional deberá respetar este derecho de autodeterminación de los pueblos y modificar sus propuestas de desarrollo en función de los paradigmas de desarrollo indígena.

3. El Gobierno debe apoyar y facilitar procesos orientados al fortalecimiento de la capacidad de gestión territorial indígena en la perspectiva de lograr el estatus de autonomías indígenas.

4. Se debe modificar la categoría de Parque Nacional a Parque Nacional y ANMI en función a la realidad actual, por ejemplo, la que se da en el Polígono 7

Recomendaciones de mayor detalle se han inscrito en el Plan de Acción Estratégico (PAE) resultante de este proceso de Evaluación. El PAE ha sido elaborado como parte del proceso de Evaluación Ambiental Estratégica; es en realidad una ampliación sistemática de las recomendaciones del EAE. No pretende ser un Plan de Desarrollo de un Gobierno Territorial Indígena del TIPNIS; así como tampoco es un Plan de Manejo del área protegida del TIPNIS, aunque ciertamente intenta contribuir a tales instrumentos de planificación. Al ser el EAE un proceso permanente, requiere de un Plan y éste es la función que pretende cumplir este PAE. Lo deseable es que este Plan pueda ser reemplazado por un plan de desarrollo que contenga mecanismos de seguimiento y evaluación permanentes. Por otro lado, los cambios observados permiten prever que habrá constantes cambios de orden demográfico, social, cultural, económico, organizativo por lo cual también el PAE debe ser un instrumento de análisis continuo.

Descargar Resumen Ejecutivo Completo EAE del TIPNIS.